© 2014 by  HispanoPolska

 

         PRIVACIDAD

       

        AVISO LEGAL       

Suscríbete 
Archivo
Please reload

Entradas destacadas

Escritores polacos a la conquista del mundo

August 13, 2017

1/7
Please reload

Buscar por tags

 

Leonardo no pudo ni imaginar que cinco siglos después aparecería un músico - genio polaco que se propusiese no sólo reconstruir uno de sus inventos, sino también de ponerlo en funcionamiento.

Se trata de viola organista, Geigenwerk, Bogenclavier (Alemania) o piano de cuerda, instrumento diseñado por Leonardo da Vinci hace más de quinientos años. Lo curioso es que casi  nadie ha oído hablar de él.

 

El primer ejemplar fue construido por Hans Heiden en el año 1570 en Núremberg y descrito en el 1618 en <<Syntagma musicum>> por un conocido investigador de aquellos tiempos, Michael Praetorius, como una auténtica revelación y desde aquel momento no se supo nada de él. Describiendo las posibilidades del instrumento, el investigador aseguraba que éste era capaz de imitar incluso a un borracho, y sin ninguna dificultad puede sustituir una banda de cuerdas.

En los siglos posteriores hubo numerosos intentos de construir uno parecido, pero la información de los bocetos del genio y las anotaciones de Praetorius eran tan escasas que todos ellos fracasaron. Aunque no se conoce la razón por la que el instrumento desapareciera del mapa, se sospecha que pudo ser porque éste tuviera algún defecto o simplemente porque no haya tenido la suerte de encontrarse con su Stradivarius o Steinway. Lo cierto es que Leonardo dejó su invento inconcluso. Sólo podemos aventurarnos a pensar que, quizás, esto no fuera fortuito.

 

La viola organista se parece por fuera, y sólo por fuera, al piano. Su interior alberga 61 cuerdas que, curiosamente no son golpeadas por martillos, sino rozadas por ruedas. El instrumento se pone en marcha gracias a un pedal parecido al que hoy encontramos en los órganos, la presión del teclado provoca desplazamiento del arco hacia la cuerda elegida. Y así es como nace el sonido.

 

A pesar de la falta de detallados planos del instrumento, el pianista y compositor polaco - SŁawomir Zubrzycki  de Cracovia ha logrado reconstruirlo. Los trabajos duraron cerca de tres años y no fueron exentos de momentos difíciles que parecían echar por tierra el proyecto. abe destacar que ni siquiera su diseñador - el gran Leonardo - había llegado a construir su viola. Por tanto, estamos ante un proyecto absolutamente espectacular a nivel histórico, cultural, artístico y musical. 

 

Esta impresionante máquina que es la viola organista pertenece al grupo de instrumentos de cuerda  - teclado. Apareció por primera vez en el Códice Atlántico – amplio recopilatorio de notas y dibujos de da Vinci, en el que se encuentran proyectos de las máquinas voladoras y parecidas a coches, entre otros.

Se sabe que Leonardo contempló diferentes versiones del instrumento, pero en todas ellas se repite el mismo sistema de engranajes (o ruedas) que ponen en funcionamiento los arcos, éstos a su vez frotan las cuerdas activando así el sonido. El conjunto es dirigido por las teclas parecidas a las de un piano.

 

La viola organista emite un sonido sorprendente que es difícil de comparar con ningún otro. Podréis comprobarlo aqui

 

 Como comenta el luthier: 

 La idea de construirlo surgió al encontrar información sobre un constructor polaco del siglo XIX - Jan Jarmusiewicz - que le puso el nombre de klaviolin. Cuanta más información encontraba, más se convencía de lo misterioso de la historia de este instrumento, pues el hombre que lo inventó aunque nunca llegara a construirlo, fue el mismísimo Leonardo da Vinci. (...) Se esperaba que la construcción de Heiden fuera una auténtica revelación, pues podía servir tanto como instrumento de arcos, como de teclado, pero por alguna extraña razón nunca más se supo de él. Me pregunto qué camino habría escogido la historia de la música de haber contado con la viola organista.

 

Nuestro constructor polaco se tropezó con varias barreras durante la construcción que le obligaron a estudiar en profundidad la tecnología de construcción en madera y hierro, así como la técnica de construir pianos e instrumentos de cuerda. Pero la fuerte corazonada e imparable convicción de que este instrumento tenía que ser construido, así como la profunda curiosidad por cómo sonaría, le animaron en aquellos momento a seguir.

 

Curiosidades

Los constructores de instrumentos de los siglos XVI y XVII tenían la costumbre de grabar en ellos alguna cita. Zubrzycki quiso seguir esa tradición grabando en su viola la siguiente frase: <<Imitando a los santos profetas y siguiendo la curiosidad, las personas inteligentes y diligentes inventaron los instrumentos musicales para contentar al alma>>

La viola organista se construye en Cracovia - ciudad que alberga el único cuadro de Leonardo da Vinci en Polonia - <<La Dama del armiño>> lo que tiñe esta hazaña de un significado muy especial. Tan especial que dejamos volar la imaginación y visualizamos de pronto un concierto de la viola con Cecilia Gallerani (la modelo del cuadro) de fondo.

En el CD titulado <<Viola organista - the da Vinci sound>> podemos escuchar la música compuesta por el mismo Leonardo. Se trata de la partitura que pintó en el <<Retrato del músico>>

 

Desde HispanoPolska, nuestra más sincera ENHORABUENA a SŁawomir Zubrzycki - nuestro da Vinci polaco.

 

 

Más información aquí

Presentación del instrumento por su creador aquí

 

Escrito por Marta Jasiñska

Artículo inspirado en 

Fotografía de la misma fuente (indicada arriba)

Reservados todos los derechos sobre el texto


 

Please reload

Entradas recientes

April 15, 2016

January 17, 2016

May 1, 2013

Please reload

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now